Meditación guiada para dormir profundamente y el cuento para reflexionar “Los dos halcones”

Te doy la bienvenida una noche más a meditación para dormir. 

Gracias por dejarme acompañarte en este viaje hacia la calma.

Este tiempo resérvalo para ti. Piensa en este momento como tu momento de conectar contigo, conectar con tu paz interior, con tu calma, con tu armonía, permítete estar en calma y descansar.

Ahora sumérgete en un maravilloso sueño y desconecta del día, es tu momento.

En este nuevo episodio comparto contigo, una meditación con un bonito cuento y mi reflexión personal.

“La confianza del pájaro no está en la rama en la que se apoya, sino en sus propias alas”.

Algunas personas en según qué situaciones toman el vuelo y otras personas por alguna circunstancia permanecen en la rama.

 Cada situación es diferente. Es bueno en algunas situaciones no acomodarse y salir de nuestra zona de confort, esto quiere decir que en muchas ocasiones estamos aguantando situaciones que nos duelen y ahí es donde hay que salir, pedir ayuda.

 Confía en tus capacidades ellas son las que te ayudan a levantar el vuelo.

Los dos Halcones

Cuenta la historia que un rey de un país muy lejano recibió como obsequio en su cumpleaños dos pichones de halcón y los entregó al maestro de cetrería para que los entrenara.

Pasados unos meses, el instructor le comunicó que uno de los halcones estaba perfectamente educado, había aprendido a volar y a cazar, pero que no sabía qué le sucedía al otro halcón: no se había movido de una rama desde el día de su llegada a palacio, e incluso había que llevarle el alimento hasta allí.

El rey mandó llamar a curanderos y sanadores de todo tipo, pero nadie consiguió hacer volar al ave. Encargó entonces la misión a varios miembros de la corte, pero a pesar de los intentos nada cambió; por la ventana de sus habitaciones el monarca veía que el pájaro continuaba inmóvil. Publicó por fin un llamamiento entre sus súbditos solicitando ayuda, y entonces, a la mañana siguiente vio al halcón volar ágilmente por los jardines.

-Traed al autor de este milagro -dijo a su séquito. Al poco rato le presentaron a un campesino.

– ¿Tú hiciste volar al halcón? ¿Cómo lo lograste? ¿Eres mago, acaso?

Entre feliz e intimidado, el hombrecito explicó:

-No fue difícil, Su Alteza: sólo corté la rama. El pájaro se dio cuenta de que tenía alas y se lanzó a volar.

Te doy las buenas noches, deseando que alcances el mejor de tus sueños.

Dulces sueños.

Sígueme en ➤ INSTAGRAM: Meditación para dormir

Mi casita virtual: Meditación para dormir

Mi Canal Youtube: Meditación para dormir

Música Calma de Epidemicsound

El contenido de meditación para dormir, es de carácter informativo. No es, ni pretende ser, ningún tipo de aproximación terapéutica y solo expresa la opinión de su creador. No reemplaza en ningún momento una consulta con un especialista en cualquier área de la salud física o mental.

Acceder